full screen background image
Search
lunes 11 diciembre 2017
  • :
  • :

Director de ONUSIDA: “Hace falta liderazgo y mirada amplia de la epidemia”

El subsecretario general de la ONU y director adjunto de ONUSIDA, Luiz Loures.

22/11/2017 1 San José,  (EFE).- El subsecretario general de la ONU y director adjunto de ONUSIDA, Luiz Loures, afirmó hoy que en Latinoamérica hace falta una mirada más amplia de la epidemia de VIH y líderes políticos que tengan “coraje” para implementar acciones efectivas.


“Hay que tener una mirada más amplia de la epidemia, en la que temas como el acceso al tratamiento tengan la misma importancia que la educación sexual y las políticas contra la violencia, la discriminación”, afirmó Loures en una entrevista con Efe durante una visita a Costa Rica.
ONUSIDA publicó el lunes un informe en el que detalla que unas 20,9 millones de personas con VIH en todo el mundo recibían en junio tratamiento antirretroviral, lo que supone cuatro veces más que en el año 2000. 
El informe, presentado en Ciudad del Cabo de cara al Día Mundial de la Lucha contra el Sida el 1 de diciembre, señaló que hay unas 36,7 millones de personas viviendo con el virus.
Loures valoró positivamente los resultados de acceso a tratamiento, que en Latinoamérica superan el 50 % de los infectados, pero lamentó que la región no ha logrado bajar la tasa de nuevas infecciones en los últimos años.
“En Latinoamérica hay un hecho importante que me preocupa: el número de infecciones se mantiene estable y eso es malo porque debería estar bajando. La epidemia está creciendo en mujeres jóvenes”, afirmó el representante de ONUSIDA.
Los datos de la agencia de la ONU indican que el número de nuevas infecciones en Latinoamérica no varió en el periodo 2010-2016, y que en 2016 estas fueron aproximadamente 97.000, de las cuales 1.800 corresponde a niños.
Loures afirmó que la región debe trabajar con una “mirada más amplia” de la epidemia que incluye la parte científica, pero también un mejor acceso a los derechos de salud y reproductivos, educación sexual en las escuelas y una lucha contra la violencia hacia las mujeres.
“Cuando hay violencia hay VIH. Hay estudios que señalan que el 30 % de las mujeres jóvenes de Latinoamérica en algún momento de su vida fueron víctimas de violencia sexual o física y en algunos países de Centroamérica hasta el 42 % reportó discriminación en servicios de salud sexual y reproductiva”, explicó el funcionario brasileño.
Los datos de ONUSIDA revelan que para el 2016 se calcula que 540.000 mujeres mayores de 15 años vivían con VIH en América Latina, de las cuales 73.000 tienen entre 15 y 24 años de edad.
En ese año se estimaron en 27.000 las nuevas infecciones por VIH en las mujeres, un 28 % del total de los nuevos casos de VIH en la región.
Loures comentó que la “combinación de negación de derechos y violencia” le tienen “muy preocupado”, así como la falta de educación sexual en las escuelas de la región.
“Me cuesta entender como después de 30 años seguimos en el mismo punto en cuanto a educación sexual, que es un instrumento de combate a la epidemia. Esto es un verdadero desastre en Latinoamérica y hay que cambiar”, declaró.
Loures expresó que este cambio no es técnico, sino que debe impulsarse desde el liderazgo político con funcionarios que “tomen esta bandera con coraje”.
“Estamos exponiendo a toda una generación al riesgo de infección y muerte por una cuestión de tabú. El líder político debe tener muchos factores, pero también coraje para hacer lo que se tiene que hacer y eso es lo que nos falta”, concluyó.
Loures participó hoy en Costa Rica en el evento “Concretizando los compromisos internacionales a favor de los derechos humanos, sexuales y reproductivos y la no violencia hacia las mujeres con VIH”.
Este encuentro -dirigido a las mujeres con VIH, la sociedad civil, el movimiento feminista y tomadores de decisión- fue organizado por ICW Latina con el apoyo de la Vicepresidencia de Costa Rica, el Fondo Mundial de lucha contra el Sida, la Tuberculosis y la Malaria, ONUSIDA, UNICEF y PNUD.
En su visita a Costa Rica, el director adjunto de ONUSIDA se reunió con la vicepresidenta del país, Ana Helena Chacón, con quien conversó sobre el futuro de la respuesta al VIH en el marco de la estrategia de Acción Acelerada y la agenda de desarrollo sostenible para el 2030.

Elaborado por:Douglas Marín

Comentarios



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *