full screen background image
Search
jueves 24 septiembre 2020
  • :
  • :

Área de adolescentes y jóvenes «We Know, We Can»

We Know, We Can

“We Know, We Can” es un proyecto desarrollado y liderado por el área de Adolescentes y Jóvenes de ICW latina, el propósito es analizar las brechas y desafíos en una recopilación de información estratégica desglosada sobre salud, vida y educación de mujeres adolescentes y jóvenes con VIH entre 15 a 29 años en cuatro países de Latinoamérica: Argentina, Chile, Honduras y Nicaragua, liderados por Keren Dunawey y Cintia Gerez, Sara Hernández, Kenia Donaire y Karla Gómez respectivamente; Además tendrá una actividad de base comunitaria llamada “Circulo de Mujeres” para observar de primera mano lo favorable y desfavorable de sus experiencias en los centros de salud y el entorno familiar como mujer joven con VIH, y así identificar las necesidades y problemas que se tienen que resolver.

Uno de los resultados del proyecto será un informe analítico situacional del estado de la pandemia del VIH en Jóvenes y adolescentes de 15-29 años en los 4 países involucrados, basado en la revisión documental que recopilará, y analizará la información estratégica existente, desglosada por país, demostrando los vacíos de la mismos para el desarrollo recomendaciones estratégicas regionales. El informe finalizará con conclusiones y recomendaciones políticas por cada país. Partiendo de las evidencias encontradas, -limitaciones sociales y de salud -, se desarrollará una versión preliminar de la estrategia de incidencia política que favorezca a la visibilización de las necesidades de las mujeres jóvenes con VIH.

El proyecto será implementado en un periodo de 15 meses, iniciando en mayo 2020 y finalizando en julio 2021 con el soporte financiero de la Sociedad Internacional de SIDA (IAS) y Fundación de Ayuda de Caridad (CAF).

El Área de Mujeres Jóvenes y Adolescentes de ICW fue conformada en el año 2017 como respuesta para aumentar la participación política y programática de las jóvenes yadolescentes a nivel regional y en las comunidades. Asimismo, adquirir mayores herramientas que permita identificar derechos que son vulnerados, documentar estas violaciones y reclamar respuestas efectivas basadas en evidencia a través de la incidencia política y la mejora de programas que respondan a las necesidades específicas de las mujeres jóvenes con VIH.

Comentarios



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *